En el país de las maravillas

Por lo visto, hubo quienes se sorprendieron con el resultado de la elección, sobre todo entre los partidarios del “cambio” dentro y fuera del gobierno. No obstante, después del desconcierto de los primeros días, han encontrado una explicación tranquilizadora

Leer más…


Guía de inquisidores

Es posible acostumbrarse a casi todo. Llega a leerse el periódico, disparate tras disparate, con verdadero aburrimiento. Estamos tan habituados a la ineptitud y la incuria de nuestros políticos que rara vez hay alguna noticia que llame la atención,

Leer más…


La propaganda de ETA

La lógica del totalitarismo se manifiesta sobre todo en la propaganda, en la intención de deformar la realidad hasta sustituirla por una fantasía paranoica que sirve para justificar cualquier cosa.

Leer más…


La política y la bondad

La política consiste en tomar decisiones desagradables todos los días. Desagradables, inciertas y a veces vergonzosas: decisiones que ninguna persona decente querría tomar, pero que no pueden evitarse. Para eso están los políticos.

Leer más…


Indignidad inútil

La política internacional ha sido siempre terreno resbaladizo y dificultoso para los países pequeños: tienen poco que ganar cuando hay algo importante en juego y, en cambio, en un descuido, pueden perderlo todo, empezando por la vergüenza.

Leer más…


Panorama desde el Paraíso

Jonathan Edwards, teólogo y predicador calvinista, acaso el más importante de los Estados Unidos, imaginó un extraño Paraíso; según su idea, entre los goces de los bienaventurados estaría poder contemplar el infierno, disfrutar el espectáculo del sufrimiento eterno de los condenados.

Leer más…


Receta para el desastre

No es una novedad: a nuestros políticos les estorban las instituciones. Todos ellos querrían manos libres para mandar a sus anchas, a base de popularidad y muchos pantalones, sin tener que negociar nada con nadie.

Leer más…


No, señor presidente

La manifestación de campesinos del viernes pasado fue un aviso. Otro más. Otro que pasará desapercibido, en el fondo, porque ninguno de nuestros políticos tiene tiempo –humor, ánimo, reflejos o recursos- para atenderlo.

Leer más…


No sabe / No contesta

Los temas de política internacional se prestan con frecuencia para el exhibicionismo. A fin de cuentas, son los problemas de otros, que quedan lejos; no sólo aparecen borrosos, sino que admiten el maniqueísmo más ramplón.

Leer más…


Modelos

Escuchar a nuestros políticos suele ser desconcertante: da la impresión de que no tienen ni idea de lo que sucede en el país. Han adoptado unas cuantas muletillas para salir del paso y no aciertan a decir nada más.

Leer más…